PASO DE LA SOLEDAD EN EL CALVARIO

Autor: José de Mora.

Cronología: hacia 1671

Material: Madera policromada.

Medidas: 124 cm.

Restauraciones: José de Mora en 1707 quien sustituyó las originales manos entrecruzadas por las actuales. En 1996 se procedió a una nueva restauración, siendo su autora Bárbara Hasbach.

Cuadro de texto: Detalle de la cara de la Virgen de la Soledad

Análisis artístico.- Una de las creaciones más celebres de José de Mora que, al igual que ocurrió con el Crucificado del Silencio, inauguró un prototipo pasionista, inspirado en la Soledad del jienense Gaspar Becerra, imitado hasta la saciedad.

Representa a la Virgen, sola y arrodillada al pie de la cruz, de la que pende un sudario, tras la Crucifixión de Cristo.

La Dolorosa inclina solemnemente la cabeza hacia el lado derecho y dirige su mirada perdida hacia el suelo.

La composición resulta austera y el rostro conmovedor.

Los ojos son de cristal y las pestañas superiores postizas. La nariz es alargada y la boca, semicerrada, apenas deja ver los dientes superiores insinuados.

Lleva en su rostro 5 lágrimas de cristal, dos en la mejilla derecha y tres en la izquierda.

Las manos aparecen extendidas y cruzadas sobre el pecho, recurso empleado por el autor para dejar totalmente visible el rostro de la Señora.

La efigie es de talla completa, presentando la toca monjil, túnica y manto impecablemente esculpidos en la misma madera y policromados en severos tonos blancos y negros, respectivamente.

Preseas: diadema de plata, cincelada por manos anónimas a finales del 1.600 y restaurada por los hermanos Moreno de Granada en 1996.

Esta imagen es una  de las joyas de la Semana Santa granadina. Esta imagen fue trasladada al Vaticano a petición de Juan Pablo II hasta el 2001, que le otorgó el título de Pontificia.

Cuadro de texto: Detalle del paso de la Virgen de la Soledad en el Calvario

Paso de la Virgen

La Dolorosa  posee unas andas de aires renacentistas.

La canasta esta realizada en madera de de caoba tallada con cuarterones plateados, siendo el autor de los mismos el Sr Moreno Medina.

Se alumbra con 4 faroles plateados cuyo autor es D. Rafael Moreno, ilustre orfebre de Granada.

Lleva un conjunto de 4 apóstoles en las cuatro esquinas fueron tallados por el Sr. Miguel Zúñiga y que reproducen el apostolado existente en el altar mayor de la Catedral Metropolitana de Granada.

Los respiraderos de este paso, labrados en maya con apliques de orfebrería, fueron realizados por el Sr. Raul Moreno.